PMI Mexico Chapter

PMI Mexico Chapter

Newsletter Octubre 202 - Introducción al Método Lean Startup

STARTUP, ¿Qué es lo primero que te viene a la cabeza cuando escuchas esta palabra? Tal vez visualizas unos estudiantes desarrollando un producto en sus cocheras, experimentando con un servicio innovador que nos cambiará la vida para siempre, algo así como Steve Jobs o Mark Zuckerberg, un Apple, Facebook, Amazon, desarrollos de aplicaciones (WhatsApp, YouTube, Twitter, etc.), o tal vez piensas en el concepto de empresa unicornio (que hace referencia a aquellas compañías que consiguen un valor superior a los mil millones de dólares en su etapa inicial). Aunque la realidad es que la mayoría de las empresas o emporios actuales de gran tradición, nacieron de esta manera también, una Startup es un término utilizado para definir a aquellas empresas que se encuentran en edad temprana o de nueva creación y presentan grandes posibilidades de crecimiento. A diferencia de una PYME, una Startup se caracteriza por ser un negocio escalable y crecer de una forma mucho más rápida y eficiente. Pero igual una Startup tiene una fecha de caducidad, ya sea porque fracasa en esta etapa temprana o porque alcanza el éxito, se consolida y por definición, deja de ser una Startup.

Imagen1.png

Una Startup es una organización humana con gran capacidad de cambio, que desarrolla productos o servicios (generalmente asociados a innovación y tecnología), altamente deseados o requeridos por el mercado, donde su diseño y comercialización están orientados completamente a la satisfacción del cliente. En la mayoría de los casos la AGILIDAD juega un papel clave en las posibilidades de éxito de este tipo de empresas.

¿Pero a que viene esta introducción? Bueno, te comparto que el año pasado fui seleccionado para formar parte de una prueba piloto dentro de la empresa en que laboro, para participar en un taller dónde nos explicaban un nuevo método para la gestión de proyectos, llamado “El método Lean Startup”. La idea general de este taller es empoderar a los “Project Managers” a pensar y actuar como emprendedores, aplicando esta metodología a proyectos convencionales de la compañía. Honestamente estaba escéptico, pues esta compañía cuenta con una estructura organizacional proyectizada, contando obviamente con una metodología muy robusta de gestión de proyectos basada en el PMBOK y adaptada al tipo de proyectos en el giro de alimentos y bebidas, dónde no puedes aplicar atajos pues implica un riesgo alto de contaminación microbiológica, afectando así nuestra reputación, así como la de nuestros clientes, y obviamente consumidores finales. En eso nos explicaban que General Electric, una de las compañías más icónicas de EUA, y de mayor robustez administrativa, había aplicado esta metodología y logrado grandes beneficios. Más aún, habían logrado introducir el concepto en ciertos sectores del Gobierno estadounidense con muy buenos resultados también; fue entonces que el método empezó a ganar mi atención. Voy a aprovechar esta oportunidad para hacer una introducción y sinopsis de la metodología, esperando te de idea de lo que es, como se aplica, sus conceptos principales y beneficios. Desde luego hay amplía información en la red, y/o puedes comprar el libro (carátula en la primera imagen para tu referencia) pero este artículo te puede servir como introducción y ganar tu atención para que te sumerjas en esta metodología.

El método Lean Startup

Es el sistema utilizado para pasar de proyecto a empresa poniendo el foco en las necesidades del cliente (customer centricity), contando con su retroalimentación para ir modificando el producto hasta desarrollar la versión final. La idea de este método es ir adaptando el producto a lo que el mercado demanda y no a nuestra propia visión, siendo lo más acertado a la hora de lanzar algo nuevo.

Es el concepto de moda en el mundo emprendedor, donde las pautas y recursos para desarrollar un proyecto son muy diferentes a hacerlo en una gran compañía.

Algunas de las ventajas que se pueden conseguir utilizando este método son:

  1. Elimina el riesgo de gastar mucho dinero en desarrollos que no tienen sentido porque el mercado, por la razón que sea, no los necesita o, cuando menos, no está dispuesto a consumirlos.
  2. Ayuda a estructurar de una manera sencilla y adecuada las ideas innovadoras. Para ello, las decisiones se toman con datos en la mano y no con impresiones personales.
  3. Asegura que tengas un producto mínimo viable que cumple con las necesidades básicas de un cliente tipo.
  4. Reduce la tasa de fracaso de una Startup.

El origen del método Lean Startup

El concepto originario viene de Steve Blank, emprendedor y mentor de Silicon Valley, cuando comenzó a desarrollar una metodología de validación de productos basado en el desarrollo de cliente (Customer Development), que consiste básicamente en saber si nuestro producto cubre sus necesidades o deseos. Posteriormente, Eric Ries, alumno y discípulo de Steve Blank, lo popularizó en su libro “El método lean startup”, donde dio forma a estas ideas construyendo una metodología aplicable a todo tipo de proyectos nuevos, bajo un método científico. Cuya base es Lean Manufacturing, que es el ahorro de esfuerzo y medios para fabricar los productos específicos que necesitan los clientes.

¿En qué consiste el método Lean Startup?

El método Lean Startup es una metodología basada en “aprendizaje validado”, es decir, verificar poco a poco las hipótesis antes de tener el producto final y comenzar a escalar el negocio. La metodología Lean Startup se centra en un circuito de tres pasos que se deben recorrer en el menor tiempo posible y con la mínima inversión. Se comienza por crear un producto, se miden los resultados, y se aprende:  Aprender, Construir, Medir

Imagen2.png

  1. Construir: Cuando se lanza la Startup, no se cuenta con los suficientes datos como para crear el producto perfecto ajustado a las necesidades del cliente, por eso, lo ideal es crear un producto viable mínimo (PMV o en ingles MVP – Minimun Viable Product). Este producto debe ser una versión inicial con funcionalidades mínimas que permitan recolectar información valiosa, aprendizajes y sobre todo la validación de los clientes con retroalimentación real después de utilizar el producto.
  2. Medir: El mayor reto en esta fase es medir cómo responden los consumidores y a partir de esos datos, tomar las decisiones apropiadas, iterando y mejorando el producto las veces que sea necesario.
  3. Aprender: El circuito del proceso Lean Startuppermite, sobre todo, aprender si es viable el negocio, seguir perseverando o de lo contrario, pivotar, es decir, reajustar sustancialmente las ideas que no están funcionando.

El objetivo principal de aplicar esta metodología es obtener un aprendizaje validado, saber qué elementos de la estrategia funcionan y conocer qué es lo que quiere el consumidor con una inversión mínima. Este aprendizaje permitirá medir el progreso de la Startup y descubrir si el modelo de negocio que se busca es viable, rentable y escalable; características fundamentales que debe tener una Startup antes de convertirse en una empresa o proyecto rentable.

Imagen3.png

La metodología se ha desglosado siguiendo una secuencia recomendable a la hora de poner en marcha un negocio/proyecto:

  • Validación de hipótesis: validar las suposiciones de las que se inicia, ya que no dejan de ser supuestos hasta ser confirmadas con el mercado y el cliente.
  • Creación de un producto mínimo viable (MVP – Minimun Viable Product): crear un producto con características mínimas que aporte un valor al cliente y que permita obtener la mayor información posible.
  • Métricas: establecer elementos cuantificables que permitan medir el rendimiento esperado para poder tomar las decisiones oportunas.
  • Pivotar o perseverar: el aprendizaje obtenido, a través de iteraciones, permitirá seguir incrementando lo que funciona, perseverar o implementar los cambios que se infieren de los datos obtenidos, pivotar.

¿Qué significa pivotar?

Pivotar significa cambiar aspectos clave del negocio/proyecto e ir a otro nuevo, bien para atacar otra necesidad, cambiar el modelo de negocio, modificar la propuesta de valor, u otro. ¡Pivotar no significa fracasar con tu idea! Pivotar significa darse cuenta a tiempo de que esa idea, esa solución o negocio/proyecto no tiene futuro y hemos identificado algo en lo que podemos tener más éxito. Si nos empeñamos en seguir con un proyecto que no tiene futuro, que el cliente no necesita y no está dispuesto a pagar, por muy bien que lo tengamos diseñado y/o administrado, no tenemos negocio y acabaremos fracasando.

En conclusión, la razón de esta metodología es aprender en poco tiempo, invirtiendo los mínimos recursos y aí poder regresar al mercado con una mejor opción. Lean Startup es una metodología dirigida a la puesta en marcha de ideas innovadoras, donde no se comienza creando una empresa, sino una Startup, entendida no como una empresa/proyecto en pequeño, sino como explica Ries “una institución humana diseñada para crear un nuevo producto o servicio bajo condiciones de incertidumbre extrema” El objetivo de las Startup señala Ries “es averiguar qué debe producirse, aquello que los consumidores quieren y por lo que pagarán, tan rápidamente como sea posible”. La Startup es un experimento en el que la pregunta no es ¿puede crearse este producto? sino ¿debería crearse este producto?Imagen4.png

En mi perspectiva, lo clave en la aplicación de esta metodología es la capacidad de resiliencia y adaptación, así como el manejo de la frustración debido al alto grado de incertidumbre, y sobre todo empoderarte y afrontar las consecuencias sin culpa, arriesgando, aprendiendo del error y pivoteando. Requiere de una madurez extrema a nivel personal y organizacional para realmente aplicar este método. Para mi gusto, incluso aplicable a nivel personal; pivotea si no te encuentras en el camino que quieres, no te rindas, no te acostumbres, no dejes domarte, forja tu destino.

 

Bibliografía de este artículo: